“Una quinta parte de los adultos en Estados Unidos, más de 40 millones de personas, tienen un problema de salud mental. Nuestro plan integrará el sistema de salud mental con el de la salud física” afirmó Hillary Clinton hace unas semanas en un meeting electoral.

Para el doctor Jeffrey Liberman, de la Columbia University, en declaraciones a Medscape, este anuncio es muy importante porque “no encontramos a menudo que se mencione en política a la salud mental, no es un ámbito prioritario ni en las agendas ni en las campañas electorales”.

Con la aprobación de este plan integral de salud mental, si Clinton se proclama presidenta, se ampliarán las intervenciones tempranas en salud mental, se aprobará un plan nacional para la prevención del suicidio, se aumentará la formación en salud mental en los cuerpos policiales, se prestará atención en salud mental a delincuentes sin delitos de sangre que han cometidos delitos menores, y se potenciará la investigación del cerebro y de las ciencias que estudian el comportamiento humano. La agenda también incluye un programa de ayuda para el acceso a la vivienda y al mercado laboral de personas con trastornos mentales graves.

Además, Hillary Clinton anunció la celebración de una conferencia en la Casa Blanca centrada en salud mental durante su primer año de mandato. Todos estos esfuerzos tienen el objetivo, según la candidata demócrata, de que “la próxima generación crezca sabiendo que la salud mental es un componente esencial del conjunto del sistema de salud y que no haya vergüenzas, estigmas o barreras para aquellos que necesiten atención en salud mental”.

No es la primera vez que Clinton pone el foco en la salud mental. En los noventa, durante los mandatos de Bill Clinton ya lideró un movimiento para que la salud mental formase parte de la reforma del sistema de atención en salud.

Unas décadas antes, bajo el mandato de John F. Kennedy, en 1963 se aprobó la primera ley de salud mental comunitaria, y en los setenta con Jimmy Carter se formó la primera comisión presidencial de salud mental (1978). En marzo de 2016 el Senado aprobó la Ley para la reforma de la salud y, el pasado mes de julio, se aprobó en el Congreso la Ley de ayuda a las familias en crisis de salud mental.

Fuentes:

USA Today : http://www.usatoday.com/story/news/2016/08/29/clinton-releases-proposal-mental-health-reform/89539284/

Politico : http://www.politico.com/story/2016/08/clinton-mental-health-agenda-227496

Medscape http://www.medscape.com/viewarticle/869156nlid=109628_425&src=WNL_mdplsfeat_161004_mscpedit_psyc&uac=240167CN&spon=12&impID=1209151&faf=1